Esta aplicación en tiempo real describe una hipótesis de recreación arqueológica y musealización virtual de la Torre de la Parada, un pabellón de caza del rey Felipe IV (1605-1665), situado en el Pardo, cerca de Madrid.

Este singular edificio, albergaba una gran colección pictórica, encabezada por uno de los ciclos mitológicos de mayor esplendor de Peter Paul Rubens. A esto se suman diversas escenas de cacería y paisajes realizadas por pintores de su taller y otros artistas del círculo de Amberes, así como una serie de obras de Diego Velázquez, pintor del rey, quien fue el encargado de la decoración de este proyecto.

A partir de un lienzo realizado hacia 1637 por Juan de la Corte, junto con el manejo de otras fuentes documentales, como los testamentos del patrimonio real de los Austrias, donde se describen las obras alojadas en cada sala, sus dimensiones y otros datos relevantes como el número de puertas y ventanas de cada estancia, el VideaLAB, junto al Museo de Belas Artes da Coruña, emprendieron un trabajo de documentación, análisis e interpretación, para lograr la reconstrucción arquitectónica exterior e interior del edificio y la musealización virtual de su colección pictórica.

Gracias al uso de técnicas de reposición fotogramétrica, modelado CAD 3D y programación de un motor de videojuegos, el visitante puede realizar un recorrido inmersivo por sus espacios, e interaccionar con los lienzos de forma natural, sin más dispositivos que su propio cuerpo, cuyos movimientos son monitorizados por una cámara de profundidad, lo que le permitirá disfrutar de una experiencia lo más parecida a la vivida por el propio Felipe IV mientras habitaba su singular pabellón y contemplaba la impresionante colección de arte que lo decoraba.